Ir al contenido principal

Así trabajamos (metodología)

Hay unos principios imprescindibles en cualquier Educación Infantil como son: aprendizaje significativo (Ausubel), trabajar en la Zona de Desarrollo Próximo (Lev Vygotski), globalización (Ovide Decroly), metodología activa (M. Montessori) y desarrollo afectivo.

No obstante, hay muchos otros aspectos que no están en los manuales, pero que sí que están diariamente en mi práctica docente:

Fomentar las relaciones sociales: para muchos, un buen maestro es el que hace que los niños estén en silencio todo el rato. Hoy día afortunadamente, cada vez se ve menos este tipo de ideología, pues nos centramos más en fomentar las relaciones sociales; de esta manera, los alumnos sabrán distinguir cuándo se debe hablar, cuándo estar en silencio para concentrarse y cuándo escuchar. En Educación Infantil es importante que hablen entre ellos, así se desarrolla el lenguaje, la personalidad, se fomentan las relaciones sociales horizontales, la expresión corporal, la resolución de conflictos, los vínculos entre compañeros… Al fin y al cabo, somos seres sociales y nuestra forma de ser y pensar se desarrolla en sociedad.

Fomentar el razonamiento: en clase siempre respetamos todas las respuestas y opiniones, independientemente de que puedan parecer un "disparate". Nunca damos un "no" por respuesta cuando el niño se equivoca. Cuando hay un error (o aunque no lo haya) preguntamos  “¿por qué crees eso?” Ahí vemos su razonamiento, ya que tampoco admitimos un "porque sí" ni un "no sé" o "no puedo". Son expresiones que no se pueden utilizar en clase. Si no sabe responder o sigue convencido con argumentos que no son realistas, la maestra no da la respuesta, sino que remite la pregunta al resto. Observamos todas las respuestas y luego comprobamos (siempre comprobamos), ya que tratamos a la respuesta correcta y al error de igual manera. Así aprendemos que equivocarse es normal y que para aprender hay que equivocarse y así poder pensar.  Si el adulto nos da la respuesta de entrada, no pensamos.

Iniciativa: fomentar la autonomía y la toma de decisiones. Muchos aspectos del aula se someten a votación casi a diario. Se trata de educar a personas competentes, seguras, con pensamiento autónomo, capaces de encontrar soluciones y eso lo trabajamos nosotros desde pequeños.

Respeto a la personalidad del niño: dar libertad (siempre dentro de unos límites) es esencial. Si se les corta esta libertad, diciéndoles de qué color deben pintar cada fragmento de un dibujo para que todo sea “perfecto”, siempre esperarán a que se les diga lo que deben hacer, siendo así incapaces de solucionar problemas por sí mismos. Si cada niño es diferente, no debemos pretender que todos actúen de igual manera.

Aprendizaje constructivo: intentamos que los alumnos construyan sus propios conocimientos. Para ello es imprescindible la experimentación, el razonamiento lógico, la observación… Consideramos importante en todo proceso de aprendizaje la experimentación, partir de la vivencia.

Elección e investigación del centro de interés: Célestin Freinet planteó en su día los llamados “centros de interés”. Se trata de centrar la atención en algo que interesa al niño. Hoy día este concepto se ha tergiversado, se han creado unos supuestos “centros de interés” estándar a partir de los cuales se organizan las unidades didácticas (el otoño, los alimentos, la ciudad, los medios de transporte…) ¿Alguien le ha preguntado a los niños lo que quieren estudiar?, ¿tiene las mismas vivencias y necesidades un niño de Galicia que uno de Canarias? Si la respuesta es “no”, ¿por qué se enseñan los mismos temas todos los años en la mayoría de centros de todo el país? Vamos a plantearnos la historia desde el punto de vista del niño o la niña. Tiene tres años y entra al cole. Estudia en septiembre el colegio, octubre: otoño y cuerpo humano, noviembre: la ciudad, diciembre: la casa y así todo el curso. Bien, va a cuatro años: en septiembre estudia de nuevo el colegio, en octubre el cuerpo... Cinco años igual, primero igual... así hasta 6º de Primaria. Año tras año lo mismo, NUEVE AÑOS DE SU VIDA aprendiendo lo mismo. Y nosotros los llamamos "centros de interés". Ahí habrá de todo menos interés. Lo peor es que nadie ha preguntado a los niños si les gusta aprender sobre "los oficios" cada año, por ejemplo.
 Debemos plantearnos muchas cosas en este sentido. Por eso intento recuperar la idea pura de Freinet: buscar ese eje motivador y a partir de ahí el globalizar hacia todos los ámbitos posibles. Por tanto, en mi clase, los propios niños eligen democráticamente lo que quieren estudiar (puedes ver los proyectos pulsando en la pestaña superior derecha). Los niños eligen el centro de interés y mi misión como maestra es, a partir de eso, globalizar hacia otros ámbitos.

Entradas populares de este blog

El monstruo de colores: trabajamos la educación emocional

Tras haber visto y trabajado estos años con los peques varios libros de educación emocional, sin duda me quedo con “El monstruo de colores”, un libro estupendo para los niños y niñas de infantil que les ayuda a identificar sus emociones de una forma muy visual. ¡Al fin lo tengo!
    Pues bien, este curso voy a trabajar este libro con mis pequeños duendecillos y llevaremos a cabo un pequeño proyecto anual de educación emocional en el que trabajaremos a diario. Debo agradecer a mi gran compañera Bea que es muchísimo más que “la maestra de Religión” y que quiere tanto a estos niños que sin ella no hubiera sido posible llevar esto a cabo. ¡Mil gracias!      De momento les vamos a poner unas imágenes de lo que hemos hecho hasta ahora.  Y como toda historia tiene un comienzo.
    Hace unos días, llegó esta sorpresa a clase.

   La maestra nos lo leyó y nos gustó mucho ver al monstruo hecho un lío y luego de cada color. Posteriormente dialogamos sobre las diferentes emociones que aparec…

ALAS DE COLORES (PROYECTO MARIPOSAS)

En clase ya hemos terminado de aprender cositas sobre los girasoles, ahora toca estudiar los animales, por lo que, debemos elegir uno para investigarlo a fondo. Susana nos ha ayudado un poco y nos ha elaborado una presentación Power Point sobre los animales y su hábitat. Vimos más de 100 animales en movimiento y lo pasamos en grande con la actividad. No obstante, no nos aportó información, simplemente nos mostró imágenes de muchos animales para que no se nos quede ninguno a la hora de proponer y elegir.
Hicimos varias propuestas: caballo, colibrí, orca... Pero finalmente y casi empatada con el colibrí, ganó la mariposa.
   A continuación conectamos con los conocimientos previos; dijimos que tienen alas con líneas, tienen una lengua larga, y le gustan las flores. Las hipótesis que expusimos fueron que las antenas son los ojos, que parece que tienen un pincho y que comen flores. Por último, queremos aprender por qué le gustan las flores, de qué están hechas las alas, para qué sirven …

Quiero ser... ¡ASTRONAUTA! (proyecto)

Tenemos una misión muy importante: durante esta unidad didáctica vamos a ser astronautas, pues así lo hemos elegido y tenemos que investigar el espacio.

   Todo comenzó én la asamblea, empezamos hablando de las profesiones, de los trabajos de los papás, de los médicos, de qué les gustaría ser de mayores... y a un compañero de clase se le ocurrió decir que quiere ser astronauta. A todos nos encantó la idea, así que Susana, que tenía la unidad didáctica enfocada de otra manera, tuvo que hacerla de nuevo porque nos vio tan entusiasmados que sintió que debía aprovechar esa motivación tan grande que teníamos por conocer el espacio.
   En seguida empezamos a hacer preguntas bastante elaboradas.

¿Cuántos planetas hay en el Sistema Solar?
¿Los extraterrestres existen?
¿Por qué hay rocas en el espacio?
¿Dónde se va el Sol cuando es de noche?
¿La luna se mueve?
¿Por qué a veces la luna se hace más pequeña?
¿Qué máquinas hay fuera del planeta? (refiriéndose a los satélites)

Cualquier niño d…